MEDIO AMBIENTE, ¿UN PROBLEMA GLOBAL?

Desde mediados de la segunda mitad del siglo XX, hemos ido tomando una conciencia global acerca del medio ambiente muy importante que nos ha hecho replantearnos el camino correcto para la producción de bienes. Cierto es que se ha avanzado en demasía y hoy en día las leyes son muy estrictas en cuanto al cuidado del entorno.

Sin embargo, esta visión es solo la de los países ricos y desarrollados, mientras que en el mal llamado “tercer mundo” (como si nosotros fuéramos el primero) la concienciación es poca o prácticamente nula. Y lo peor de todo es que estamos denominando a todos estos países de una forma como si no pertenecieran a nuestro planeta y esto, a mi juicio, es un grave error.

Nos gastamos inmensas millonadas en comprar las mejores máquinas, a reducir al máximo la emisión de gases y a lanzar ambiciosas campañas de concienciación pero, en cambio, miramos para otro lado cuando vemos ríos enormemente contaminados y bosques deforestados simplemente por no pertenecer a nuestra élite sociopolítica.

Es cierto que, debido a la escasez de recursos económicos en estos lugares, no se puede comprar la máquina más cara y menos contaminante, pero sí que se puede hacer una inversión importante que nos ayude a salvar el planeta. Si el problema es a nivel global, no tiene ningún sentido tomar decisiones a nivel local solo para sentirnos bien con nosotros mismos. El problemas es que claro, ¿quién va a invertir en estos países para que cuiden el medio ambiente si sus habitantes no tienen derecho a una sanidad o educación de calidad?

El rumbo que está tomando todo esto es el que marcan los países más desarrollados, mientras que a los menos, les seguiremos permitiendo que destruyan su entorno en lugar de ayudarles para remar todos en la misma dirección a la hora de cuidar el que va a ser nuestro hogar durante miles de años más.

Dejar un comentario